En los últimos años, las discusiones entre las ventajas del marketing digital vs el marketing tradicional han aumentado, y las posiciones son distantes y a veces confusas. El propósito de este blog no es analizar las ventajas de una sobre otra, debido a que creo que, dependiendo de la estrategia de marketing y los objetivos, se deben elegir las herramientas.

 

En cambio, pretendo resaltar una de las diferencias más contundentes de los medios digitales: la medición de los resultados.

 

Muchas veces, confundimos marketing digital con “likes en Facebook”, sin embargo, el medio digital es tan extenso que podemos conseguir cualquier objetivo de marketing (Branding, Performance, Engagement), por medio de una estrategia bien definida, es por ello que, para aprovechar al máximo esta cualidad, se debe tener claro el objetivo de marketing que queremos lograr.

el objetivo de marketing

Cuando el objetivo no es claro, es difícil darle valor a una estrategia digital ya que, si los objetivos del cliente son ventas, pero el resultado se mide con clics a la página o con likes y reacciones, el cliente va a tener una muy mala experiencia del medio y le restará valor.

De esta manera, la forma de lograr la medición de resultados es establecer objetivos, medios y métricas alineados a la estrategia. Los principales objetivos a alcanzar en una estrategia de medios de marketing digital son los siguientes:

 

  • Branding: son campañas de reconocimiento de marca, sus principales tácticos son los patrocinios de secciones por día o por mes. Utilizan formatos de gran tamaño como Takeovers o algunos más llamativos, llamados Richmedia, que incluyen animaciones impactantes o incluso video. Por lo general se venden bajo esquemas de CPM (costo por millar) o costo fijo por día.

 

  • Performance: son campañas que tienen por objetivo que el usuario realice una acción específica como llenar un formulario, generar ventas, descargar algún video, etc. Por lo general se utiliza un esquema de CPC (costo por clic). Sin embargo, lo recomendable es optimizarlo para llegar a un esquema de CPA (costo por adquisición), de manera que se paga por cada acción realizada en la página.

 

  • Engagement: surge a partir del nacimiento de las redes sociales, el objetivo es tener el mayor número de interacciones con el contenido de la red social, no busca incrementar el número de fan Es importante no confundir el engagement con performance, ya que las reacciones o comentarios no necesariamente reflejan ventas.

La implementación de estas herramientas digitales es muy cuestionada, sobre todo en el momento de definir presupuestos en las estrategias de marketing; esto obedece, muchas veces, al desconocimiento por parte del cliente respecto a los medios digitales y en otras, a la desconfianza en un medio relativamente nuevo.

Si estás dispuesto a considerar medios digitales en tu estrategia, debes considerar los siguientes verbos: adaptar, innovar, cambiar, probar, modificar, sustituir y, el más importante, medir. Si estas comenzando en la implementación de medios digitales o deseas hacer un cambio, te recomiendo una agencia que te ayude a comprender de mejor manera cómo funciona el medio.

 

Alejandro Sobrino
Dirección de Estrategias Digitales
Agencia Prognosis